Si iniciarán una empresa de repostería, es importante que tengan conocimientos acerca de los distintos ingredientes que se utilizan en el sector, entre los que destacan los edulcorantes. Se trata de sustancias seguras para el consumo, que proporcionan dulzor a los alimentos y que, según su origen, se encontrarán en dos tipos: edulcorantes naturales y artificiales.

Para que inicien sus operaciones con el pie derecho y tengan todo preparado, expondremos en esta publicación una lista con los endulzantes que más se usan para preparar postres, ya sea para resaltar y potenciar su sabor o como aditivo para la preservación de alimentos.

Edulcorantes sintéticos para repostería, ¿qué son y qué tipos hay?

Los edulcorantes naturales y artificiales son estimados por igual, aunque los últimos suelen ser recomendados para brindar productos que puedan ser ingeridos por personas con problemas de salud. Los endulzantes artificiales son obtenidos mediante procesos químicos para que puedan usarse en preparaciones como sustitutos del azúcar, pero sin proporcionar más calorías a los alimentos. Los tipos más usados para preparar reposterías son:

Sucralosa

Recibe el nombre comercial de «Splenda» y se obtiene de la sacarosa. Al igual que la Stevia, es usada para reemplazar el azúcar en postres, aunque en distintas proporciones, además no aporta calorías a los alimentos.

Sacarina

Es el edulcorante artificial con mayor antigüedad en la industria alimentaria. Destaca por aportar un dulzor 700 veces mayor que el azúcar y sin aporte calórico. Entre las empresas de repostería, suele utilizarse para preparar caramelos, chocolates, helados y mermeladas.

Aspartame

También conocido como canderel, se trata de un compuesto de dos aminoácidos, entre los que está la fenilalanina. Destaca por usarse solo en preparaciones frías, debido a que adquiere un sabor amargo y desagradable al usarse en preparaciones calientes.

Edulcorantes naturales para repostería: ¿qué son y qué tipos hay?

Tal como mencionamos, los edulcorantes naturales y artificiales se clasifican según su procedencia. En el caso de los primeros, son obtenidos a partir de árboles, plantas o del procesamiento de varios insectos, como las abejas.  Entre ellos, encontrarán ejemplares que poseen altos niveles de calorías, no obstante, hay otros que aportan menos, como la Stevia, algo importante en nuestros días, donde la industria alimentaria se preocupa cada vez más por problemas de salud, como la obesidad infantil.

Entre los edulcorantes naturales más usados para la preparación de postres y pasteles, destacan los siguientes:

Jarabe de maíz

Como lo sugiere su nombre, se extrae de la fécula de maíz y, generalmente, posee una apariencia transparente, no obstante, hay algunas versiones más oscuras, ya que contienen sal, melaza o colorante de caramelo. No solo se usa para reposterías, también es utilizada en la preparación de cereales, bebidas, entre otros alimentos.

Fructosa

Es conocida entre el público como azúcar común y está disponible en forma de jarabe o de polvo. Se obtiene de las frutas, por este motivo, es más soluble que la glucosa y posee más dulzor que la sacarosa. Generalmente, es usada en preparaciones calientes y frías, aunque suele perder ligeramente su efecto edulcorante en las preparaciones calientes.

Jarabe de agave

Se extrae de la planta de agave y, a diferencia de la miel de abejas, presenta menor dulzor y mayor viscosidad. Es un producto muy popular para preparar reposterías libres de productos cárnicos.

Miel de abeja

Se obtiene del néctar de las flores que recogen las abejas. Hay varios tipos y pueden usarse en casi cualquier producto de repostería, aunque debe considerarse que, al usarse en masas, tiende a volver más crujientes y oscurecerlas un poco.

Jarabe de arce

Se conoce también como maple y se obtiene del árbol llamado arce. Los fabricantes extraen la savia de este y, posteriormente, la hierven hasta obtener un jarabe espeso. Puede clasificarse en distintos grados según su color y sabor, además, al igual que el jarabe de agave, se puede usar como edulcorante para conferir brillo a los pasteles, endulzar galletas o como sustituto de la miel.

Stevia

Se volvió muy popular en los últimos años, debido a la preocupación creciente de productos dulces que no impacten a la salud de los consumidores. Su nombre se debe a la planta de la que es extraída. Destaca por tener mayor dulzor que la sucralosa, no obstante, no presenta calorías, por tal motivo, muchas industrias y científicos del sector alimentario la consideran como uno de los mejores endulzantes para personas con diabetes.

Como notarán, no solo tienen la opción de usar el azúcar convencional, sino una amplia gama de endulzantes para repostería. Para elegir el más conveniente, es importante que analicen sus necesidades y lo que desean aportar a sus consumidores objetivo. Si necesitan ayuda, ya sea para recibir asesorías o adquirir edulcorantes de calidad, contáctennos.

Nuestro sistema APPENMIX, ya sea de manera parcial o completa, donde podrán encontrar también control de sinéresis, antioxidantes, rendimiento, estabilizadores y agentes de textura. Para más información, marquen al (55) 2122 0400.